Los erizos de mar son criaturas marinas increíbles. Pertenecen al filo Echinodermata, un grupo taxonómico que incorpora otras criaturas marinas como estrellas de mar, estrellas quebradizas, pepinos de mar y crinoideos. Distinguir entre un erizo hembra y un macho es un gran desafío ya que tienen características físicas muy similares. Sin embargo, las diferencias pueden ser reveladas por medio de la disección o la observación microscópica.

Reproducción

Observando la diferencia en la reproducción se puede distinguir un macho de una hembra de erizo de mar sin emplear el método de disección. Esto se debe a que los erizos de mar se reproducen externamente. Sin embargo, para tener éxito en la observación de la reproducción de los erizos de mar se requiere un objeto de aumento. Después de que la hembra pone los huevos, que están envueltos en gelatina, el macho esparce esperma lechoso sobre ellos. La masa de huevos fertilizados aumenta de tamaño y se divide. Esto inicia una serie de división celular binaria, cada vez el número de huevos aumenta al doble, hasta que el número de células es de 64 o más, cuando una larva ciliada sale de la membrana. Esto sucede en cuestión de horas.

habitat de los erizos de mar

Ácidos grasos gonadales

Un análisis cuidadoso del contenido de los ácidos grasos de la gónada presentes en los ovarios de las hembras de erizos de mar y en los testículos de los machos indica diferencias que pueden determinar el sexo. Un estudio realizado en la costa sur de España con dos especies de erizos de mar, Arbacia lixula y Paracentrotus lividus, mostró diferencias notables en la composición de los ácidos grasos de los ovarios y testículos entre las dos especies. Ambas exhibieron niveles más altos de 16:0, 14:0,18:2n-6, 18:3n-3, 18:4n-3 y 16:1n-7 en los ovarios que en los testículos, mientras que 22:5n-3, 18:0, 20:4n-6 y 22:1n-9 se encontraron en niveles más bajos en los ovarios que en los testículos. Las variaciones probablemente tenían algo que ver con la composición requerida por las hembras y los machos para la gametogénesis.

Apariencia de gónadas

Los técnicos del laboratorio han teñido los gametos secretados por las gónadas en el laboratorio con el objetivo de descubrir los colores reveladores del sexo. No sólo revelaron los colores del sexo, sino que también descubrieron que el grado de luminosidad de los gametos también podría indicar el sexo del erizo. Mientras que los colores rojo y amarillo aumentan en las hembras, estos colores se reducen en los machos. Sin embargo, la luminosidad aumenta en los machos y disminuye en las hembras, lo que les da un factor distintivo.

Humedad de la gónada

Un estudio sobre el contenido de humedad de las gónadas femeninas y masculinas de los erizos de mar indica que las hembras tienen un contenido de humedad inferior al de los machos. Prueba de ello es el cálculo de un factor llamado índice de gónada, en el que los machos exhiben marcas más altas que las hembras. Se calcula dividiendo el peso húmedo de la gónada por el peso húmedo del cuerpo y multiplicándolo por 100. Los machos siempre muestran un índice de gónadas húmedas más alto que sus contrapartes femeninas.