Los camaleones son reptiles sensibles que experimentan una cantidad significativa de estrés cuando son mal manejados. Debido al talento de su mascota camaleón para mezclarse con el paisaje, lo último que quieres hacer es dejarlo caer cuando intentas recogerlo. Un camaleón suelto rápidamente puede convertirse en un camaleón perdido. Manejar correctamente a tu mascota es la mejor manera de evitar que se libere accidentalmente. Practicar el manejo adecuado cada vez que interactúes con tu camaleón es una buena manera de asegurarte de que tu lagarto se mantenga sociable y saludable.

Paso 1

como sostener los camaleones

Alerta a tu camaleón de tu presencia. A los camaleones generalmente no les importa ser sorprendidos y pueden asustarse o estresarse si sólo metes tu mano en sus recintos vivientes y tratas de agarrarlos. Háblale suavemente a tu camaleón cuando te acerques a su recinto.

Paso 2

Baja lentamente tu mano a la jaula de tu camaleón. Asegúrate de que pueda ver tu mano venir. Pon tu mano suavemente en el suelo debajo de tu camaleón y cuidadosamente comienza a deslizar tu mano debajo de él mientras lo levantas ligeramente. Tu camaleón debería reaccionar pisando tu mano.

Paso 3

Mantén tu camaleón totalmente apoyado en tu mano cuando lo tengas. No cuelgue a su mascota en el aire ni intente hacerle ningún tipo de truco. No dejes ir a tu camaleón, ni siquiera por un segundo, podría caerse y resultar gravemente herido o escapar.

No manipules demasiado a tu camaleón ya que a algunos no les gusta que los toquen.

Advertencias

  • ⚠ Nunca intentes arrancar un camaleón de una rama o una percha. Es probable que se agarre más fuerte y puede que lo lastimes o lo estreses mientras intentas agarrarlo y hacerlo soltar.
  • ⚠ Tu camaleón puede morderte si no aprecia que lo sostengas.